Frida Kahlo y Diego Rivera

Frida Kahlo Pintora mexicana (1907 – 1954), creó una pintura absolutamente personal, ingenua y profundamente metafórica al mismo tiempo, derivada de su exaltada sensibilidad y de varios acontecimientos que marcaron su vida. En su adolescencia sufrió un gravísimo accidente que la obligó a una larga convalecencia, durante la cual se dedicó a pintar, y que influyó con toda probabilidad en la formación del complejo mundo psicológico que se refleja en sus obras. En 1929 contrajo matrimonio con el muralista Diego Rivera; tres años después sufrió un aborto que afectó en lo más hondo su delicada sensibilidad y le inspiró en varias de sus grandes obras. También son muy apreciados sus autorretratos, de compleja interpretación. Su obra se origina y procede de una continua indagación sobre sí misma, y manifiesta los estados de ánimo de forma precisa y deliberada, entre el sufrimiento y la esperanza. El carácter simbólico de su pintura muestra su personalidad apasionada.

Diego Rivera (Guanajuato, 1886 – Ciudad de México, 1957) Muralista mexicano, una de las características fundamentales de esta tendencia es la monumentalidad, que apunta a conseguir una mayor gama de posibilidades comunicativas con las masas populares. Identificado con los ideales revolucionarios de su patria, se dedicó a estudiar en profundidad el arte maya y azteca, que influirían de forma significativa en su obra. En colaboración con otros destacados artistas mexicanos, fundó el sindicato de pintores, del que surgiría el movimiento muralista mexicano, de profunda raíz indigenista.

Se casó con la pintora Frida Kahlo, que había sido su modelo. Fue una relación tempestuosa a causa de la irrefrenable afición de Rivera a las mujeres, pero la compenetración entre ambos dio lugar también a etapas de paz y creatividad, y la casa de la pareja en Coyoacán se convertiría en centro de singulares tertulias políticas y artísticas.

 

 

 

 

Related Works